Colombia se quedó sin su Copa América: Conmebol decidió retirarle la organización del evento continental





Colombia se quedó sin su Copa América: Conmebol decidió retirarle la organización del evento continental


A 24 días del pitazo inicial, Colombia ya no será sede de la Copa América, cuando se esperaba romper con dos décadas sin recibir el certamen continental. La Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) confirmó este jueves que el evento de selecciones más antiguo del mundo ya no se jugará en el país, debido al fuerte estallido social que lo tiene consumido en un prolongado paro nacional.

Los hechos de orden público que han imposibilitado desarrollar los encuentros de los equipos colombianos en la Copa Libertadores y Copa Sudamericana, los cuales se han tenido que desarrollar en Ecuador, Bolivia, Paraguay y Venezuela, y la constante amenaza de boicot por parte de grupos de manifestantes, minaron el camino para que el organismo tomara finalmente la determinación. 

Así dio a conocer la decisión a través de su página web, luego de la petición hecha por el ministro del Deporte, Ernesto Lucena Barrero, quien había solicitado al ente rector que se postergara la realización del certamen para finales del año, en pro de solucionar los problemas que se venían registrando en el país, no solo con las movilizaciones, sino también por el virus del COVID-19.

"Por razones relacionadas al calendario internacional de competiciones y a la logística del torneo, resulta imposible trasladar la Copa América 2021 al mes de noviembre", indicó la Conmebol, con lo que desechó de tajo la propuesta del Gobierno Nacional y sigue empeñada en llevar a cabo el certamen en el próximo mes de junio, debido a la urgencia de cumplir con los compromisos pactados.

"La Conmebol agradece el entusiasmo y el empeño puestos por el presidente de la República de Colombia, Sr. Iván Duque y sus colaboradores, así como por el presidente de la Federación Colombiana de Futbol, Ramón Jesurún, y su equipo. Es seguro que en el futuro surgirán nuevos proyectos en conjunto para el crecimiento del fútbol colombiano y sudamericano", agregó.

La entidad manifestó que la Copa América 2021 está garantizada "e informará en los próximos días la relocalización de los partidos que debían disputarse en Colombia", en las sedes de Bogotá, Cali, Medellín y Barranquilla. Esta última ciudad, con su estadio Metropolitano, estaba programa para recibir la gran final del torneo, el próximo 12 de julio, para lo cual remodeló el escenario.

En consecuencia, la decisión de Conmebol es que Argentina, que en su momento también estuvo en duda de recibirla por la actualidad de la pandemia, organice en solitario la Copa América, que arrancaría el 13 de junio, después de un año de aplazamiento y la negativa de selecciones como Australia y Catar de jugarla, por lo que solo se haría con elencos del hemisferio sur, a la vieja usanza.

En contexto

Pese al afán del Gobierno Nacional de reportar normalidad en todo el territorio nacional y de dar las garantías para recibir el certamen, lo cierto es que la imagen del país ante la Confederación y sus afiliados no pasa por su mejor momento. La postura del presidente Iván Duque Márquez de albergar a toda costa el torneo tampoco cayó bien entre la población, que lo consideró una provocación.

Hasta último momento el jefe de Estado, en reunión con el ministro Lucena, adelantaron gestiones del más alto nivel para salvar la sede. No obstante, el mensaje desde Luque (Paraguay) fue claro: No existen las condiciones para que se juegue la Copa América en tierras 'cafeteras', y prueba de ello fue la ausencia de Jesurún, presidente de la Federación de Fútbol, en el encuentro en Casa de Nariño.

"Lo más importante en un evento de esta magnitud es el aforo de público y, ante la imposibilidad de tener hinchas en los estadios, hace que la Copa no sea un evento como el que todos soñamos", dijo el jefe de la cartera, quien esperaba que los escenarios elegidos para recibir el torneo sudamericano tuvieran con la aprobación, al menos, un 50 por ciento de asistencia, con el fin de garantizar su éxito.

A la situación que vive en Colombia por cuenta del bloqueo de vías por el paro y los enfrentamientos entre los marchantes y fuerzas policiales, en imágenes que le han dado la vuelta al mundo, se une la crisis hospitalaria por culpa del COVID-19, que aún no da tregua y tiene las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) de diferentes ciudades, entre ellas Bogotá, con una ocupación mayor al 95%.

La historia del certamen en el suelo patrio ha sido de contrastes, toda vez que la única vez que lo albergó, en 2001, estuvo enmarcado en medio de una inquietante situación de violencia, que hizo que justamente el país gaucho desistiera de participar por razones de seguridad. Con todo y ello, en materia deportiva dejó como resultado el título de la 'tricolor', con Francisco 'Pacho' Maturana como entrenador.