Final, final, no va más: delantero que llegó con gran cartel al Atlético Nacional no continuará con los 'verdolagas'



Se sigue moviendo con fuerza la interna de Atlético Nacional de cara a lo que será la confección de su plantel, pensando en la campaña del 2023, en la que tendrá como principal reto su presencia en la fase de grupos de la Copa Conmebol Libertadores. Un difícil desafío que seduce al técnico Paulo Autuori.

Así como se trabaja en la consecución de refuerzos en diferentes posiciones, el cuerpo técnico y la dirigencia también empiezan a 'deshojar la margarita' en lo que se refiere a los jugadores que actualmente integran la nómina, pero que no harán parte del proyecto deportivo del DT brasileño.

Y tal parece que el más reciente 'descabezado' será el delantero samario Ruyery Blanco, al que le bajarían el 'pulgar' en pro de seguir con el equipo. Y todo ante la llegada de un hombre en su posición: el foráneo Francisco Da Costa, de quien solo hace falta la presentación oficial para integrarse.

Así lo dio a conocer el periodista Juan Carlos Jiménez, quien a través de su cuenta de Twitter dio a conocer la decisión: en la cual el ariete de 23 años no seguirá haciendo parte del plantel nacionalista. Una noticia que causó opiniones encontradas, entre quienes apoyan y critican la determinación. 

"Ruyery Blanco no continuará en @nacionaloficial, se busca con el club dueño de sus derechos @UnionMagdalena que regrese allí o ubicarlo en otro lado donde pueda tener oportunidad de actuar", manifestó Jiménez, en relación con el atacante que llegó como gran promesa, pero se diluyó.

En el 2022, campaña en la que el 'verde' ganó en el primer semestre la Liga, pero en el segundo se quedó afuera de los cuadrangulares, Blanco apenas acumuló 568 minutos en 20 compromisos; en la Copa BetPlay solo acumuló 14' y la misma cantidad de minutos en la Copa Libertadores.

Así se sumaría a los volantes Álex Mejía, Andrés 'El Rifle' Andrade y Daniel Mantilla, cuyas desvinculaciones ya fueron confirmadas por el club en sus canales oficiales, debido a que no se renovaron sus vínculos contractuales. Y no sería la única, pues se prevén más despedidas.

Foto: Dimayor